Enrique Alamo

Weekdays 10am - 3pm

Una mujer de Raskin Florida corrió con suerte al estar viva. Le amputaron la pierna derecha y  el pecho derecho después de que se infectaron con “fascitis necrosante” o, como lo llaman los CDC, una bacteria que come carne. Ella asegura que su mal comenzó cuando comió unas papas fritas sin lavarse las manos.

 

Ve la nota completa aquí: